La Plaza de Toros Mérida fue inaugurada en 1929 por sus propietarios los hermanos Fernando y Antonio Palomeque Pérez de Hermida. En esta plaza se han presentado las grandes figuras del toreo:  Manuel Rodríguez, “Manolete”; Fermín Espinosa “Arminillita”; Luz Procuna, Manolo Martínez, entre otros. El paseo de la Reforma que se empezó a construir en 1893, es contemporáneo del de Montejo, pero, quizás, sin tantas pretensiones. Comparten los dos una característica: marcan un nuevo estilo y una nueva era en la ciudad.