Los Libaneses de Yucatán

La base de la alimentación libanesa se lograba con los siguientes ingredientes: berenjena, aceite de olivo, cebolla, garbanzos, lentejas, trigo, arroz, papa, carne de carnero, yoghurt y varias clases de hierbas. Tambíen han sido muy asiduos al ajo, la pimienta, el orégano, la canela, la hierbabuena y el comino.  Los platillos frecuentes en las mesas de los imigrantes libaneses eran: el carnero asado, el kibi frito u horneado, relleno de vegetales o de sebo de carnero; la kafta, el xixbarak, el enxiandra, el quimbombó, la berenjena con aceite, la panza de carnero rellena, los arrollados de arroz con hojas de parra, la indispensable ensalada y el labnne.

En la comida cotidiana de los libaneses abunda cebolla cruda y son frecuentes las aceitunas negras. No eran afectos al maíz y preparaban su propia harina: el marhú. La comida fue motivo de uníon para varias mujeres libanesas de primera y segunda generaciones, que se reunían cada una o dos semanas para las fiestas del tabule, ensalada libanesa hecha a base de verduras y trigo; es extraño realmente que esta costumbre que prevaleció en la “colonia”, cuando ésta estuvo entre la mejorada y San Cristóbal, no hayan sido conservada por el propio club Libanes que de esa manera podría coadyunvarse para que las nueve generaciones aprendan los secretos de la genuina cocina libanesa. Los dulces libaneses más conocidos en Yucatán son la belehua, el mahmul y el amardín, entre otros.

Los libaneses eran afectos a tomar una bebida sabor a anís llamada arak zahle, Existieron varias fondas de comida libanesa y varias damas que preparaban comida para vender, entre las primeras destaca la fonda que fuera de don Antonio Muza ubicada e la calle 63 Núm. 573 entre 52 y 54; entre las segundas apuntamos a doña Yazmín Abuxapqui, doña María Abud de Memeri, y más recientemente a doña Carmita Dáguer de Dib y a doña Emma Isaac. Se dice que la costumbre tan extendida hoy en día en Yucatán de vender kibis fritos tipo “bola” en las calles fue establecida por una familia de inmigrantes libaneses, los Memeri.